Guerra interna en el PP

Contratos irregulares y espionaje con detective al hermano de Ayuso: la nueva guerra del PP entre Sol y Génova

La Comunidad de Madrid adjudicó un contrato de 1,5 millones de euros a una empresa vinculada al hermano de la presidenta regional. Según informaciones, el PP habría acudido a una firma de detectives para demostrar que cobró una comisión.

En breve

El PP niega haber contratado a una firma de detectives para investigar al hermano de Isabel Díaz Ayuso sobre un presunto cobro de comisiones irregulares en un contrato de la Comunidad de Madrid que se adjudicó en lo peor de la pandemia. Sin embargo, las informaciones han abierto una nueva brecha en el PP y, en concreto, entre la Puerta del Sol -sede de la Presidencia de la Comunidad de Madrid- y Génova, sede nacional del PP.

La clave de todo está en el contrato que la Comunidad de Madrid adjudicó en abril de 2020 a Priviet Sportive para conseguir 250.000 mascarillas FFP2 y FFP3 por 1,5 millones de euros. Alrededor de 6 euros por tapabocas, en lo peor de la pandemia.

Priviet Sportive se dedica a la importación y exportación de prendas textiles y su administrador es Daniel Alcázar Barranco, una persona con una amistad estrecha con la familia de la presidenta de la Comunidad de Madrid.

Lo que buscaba ese presunto espionaje era determinar si esa entidad abonó alguna cantidad, una comisión, al hermano de Isabel Díaz Ayuso por una supuesta intermediación para conseguir ese contrato. Según ABC, esta comisión habría sido de 280.000 euros.

Lo que se pretendía era conseguir un extracto de la cuenta bancaria del hermano de Ayuso y también la declaración de proveedores de esta empresa para esclarecer si efectivamente cobró esa comisión.

laSexta / Programas / Al Rojo Vivo / Te explicamos
Más sobre este tema