TecnoXplora » CienciaXplora

LOS RELOJES SE ATRASARÁN

Horario de invierno 2020: ¿Cuándo se cambia la hora? ¿Cómo nos afectará?

En la madrugada del domingo 25 de octubre, los relojes se atrasarán una hora. Con este cambio de horario comienza el de invierno, pero, ¿qué supondrá para las personas? ¿Cómo nos afectará?

Como cada año desde 1974, el último domingo de octubre los relojes de los españoles se atrasan una hora. Esto quiere decir que, durante la madrugada del día 25, a las 3 de la mañana volverán a ser las 2. ¿Cómo afecta esto a las personas?

En primer lugar, el sol saldrá más pronto por la mañana y se hará de noche antes. Es el llamado horario de invierno y finalizará en marzo de 2021. Exactamente, en la madrugada del 28 de marzo, cuando los relojes se adelanten para entrar en el horario de verano.

¿Por qué se cambia de hora?

La razón para realizar este cambio es, principalmente, el ahorro energético. Además, con el cambio de horario también se pretende aprovechar mejor la luz solar. Según los datos del Instituto para la Diversificación y el Ahorro de la Energía (IDAE), se estima que el ahorro energético en España es de un 5%. Este porcentaje equivale a, aproximadamente, unos 300 millones de euros. Sin embargo, la mayoría de este ahorro se produce en la industria y la iluminación de edificios, y no en los hogares.

¿Cómo afecta el cambio de hora a la salud?

En primera instancia, a partir del domingo disfrutaremos de menos horas de luz solar por la tarde, pero más por la mañana. Este cambio puede presentarse como una ventaja para las personas más madrugadoras; sin embargo, también afectará al tiempo que tendremos con luz natural durante las tardes.

Por otra parte, los ritmos circadianos que rigen los cuerpos pueden verse afectados. Estos bitorritmos se regulan a partir de las horas de luz y la oscuridad, siguiendo ciclos de 24 horas. Por lo tanto, al disminuir 60 minutos un día puede provocar que se descompensen algunas funciones como el sueño, la temperatura corporal o la producción de algunas hormonas. La alteración de estos ciclos puede traducirse, por lo tanto, en irritabilidad, falta de apetito, somnolencia o un rendimiento intelectual más bajo.

¿Qué puedo hacer para evitar estos efectos?

Para evitar sentir irritación o sueño tras el cambio horario, la Academia Estadounidense de Medicina del Sueño (AASM por sus siglas en inglés) da estos consejos:

  • Cambia la hora de tus relojes antes de irte a dormir a la hora que acostumbres, así no tendrás que permanecer despierto o desvelarte. Recuerda que los dispositivos conectados a la red, como el móvil o el ordenador, cambian la hora automáticamente.
  • Establece una hora para irte a dormir el domingo, para dormir lo suficiente antes de que comience la semana laboral.
  • Evita las cenas pesadas y ajústalas al nuevo horario. Cenando un poco antes no tendrás tanto hambre.
  • Intenta salir a la calle o a la naturaleza el domingo por la mañana, así recibirás la luz del sol y ayudarás a tu cuerpo a reestablecer sus ciclos circadianos.

Más sobre este tema:

Vídeos

Truco para caerle bien a un gato al instante de conocerte